Quitarse de enmedio

Cabe encerrarse en la premisa de que el PP canario incrementará sus votos en la gran mayoría de las principales plazas electorales del Archipiélago, aunque todas las listas conservadoras las encabezase Bob Esponja. Aun así no deja de resultar asombrosa la decisión de José Manuel Soria a la hora de designar, en virtud de sus sagradas gónadas, a José Miguel Bravo de Laguna como candidato al Cabildo de Gran Canaria. ¿Y lo de Juan José Cardona para el Ayuntamiento de Las Palmas? No por rumoreada en las últimas semanas, la confirmación de la noticia deja de pasmar, aunque ilumina de nuevo tanto el muy particular estilo de liderazgo del señor Soria como la ausencia de un átomo de democracia interna en el PP.
Básicamente lo que ha hecho Soria es cerrarle las puertas a sus más fieles y por dos motivos fundamentales. El primero (en el caso de Soria siempre es el primero) demostrar quién manda y dejar claro que es el dueño de las vidas y haciendas de todos y que a cualquiera puede premiar o decepcionar. El segundo –paradójicamente – buscar candidatos que no estén relacionados directamente con su marmórea persona y su gestión política y administrativa, entre calamitosa e irrelevante, en el ayuntamiento y el cabildo. En su tiempo Bravo de Laguna mantuvo un enfrentamiento abierto con el Soria auroral – informe de la comisión de investigación sobre el caso Tindaya, apaño de un candidato guiñolesco para la presidencia del PP canario en el Congreso Regional de 1999 – pero su extrema debilidad primero, y la carrera política de su hijo, alcalde de Santa Brígida, después, le llevó a recomponer las relaciones. El caso de Cardona es aun mejor. Fue menospreciado y vapuleado por Soria –siendo uno de sus mejores concejales – y ahora vuelve, incrédulo, de las tinieblas exteriores a las que fue expulsado. Soria los ha designado, en definitiva, para quitarse del medio. Para que la marca electoral y publicitaria del PP marche sola. Para no hipotecar con el fresquísimo recuerdo de su autoritarismo, sus demasías, sus onerosos pufos y sus escándalos y escandaleras judiciales el crecimiento electoral de la derecha grancanaria, que es el suyo. Y por las mismas razones ha excluido a sus más próximas colaboradores, aunque se trata de María Australia Navarro (presidenta del PP de Gran Canaria) o Rosa Rodríguez (ese prodigio de planificación económica y fiscal capaz de arruinar al sultán de Brunei).
Por último lo de Pablo Matos como número dos en la lista al ayuntamiento de Santa Cruz ya no es una sorpresa, sino un chiste. De los que cuenta Cristina Tavío, es decir, incomprensible.

Publicado el por Alfonso González Jerez en General 1 comentario

Humorismo

Mucha gente sufrió cólicos por la risa que les provocó la maravillosa imitación que el humorista José Motos hizo del todopoderoso vicepresidente Alfredo Pérez Rubalcaba. Yo incluido. El arte del hurgamiento, se titulaba el sketch, y como en todas las buenas caricaturas era una síntesis perfecta e inestable entre la realidad objetiva y su representación cómica. Un guión impecable – Pérez Rubalcaba indicando que los españoles tenían dinero disponible en el fondo de sus sofás y solo tenían que hurgar para conseguirlo—era lo que dotaba a la parodia de la máxima eficacia. El mismo vicepresidente comentó un par de días después que se divirtió mucho. El señor vicepresidente – es lo único que cabe añadir al sketch — es muy inteligente.
El programa de Motos se emitió por la televisión pública española la pasada Nochevieja. Entre torpezas, negligencias, estupideces y claudicaciones programáticas, no puede negarse al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero un logro importante: convertir Televisión Española en un medio de comunicación riguroso, aceptablemente neutral y sólidamente profesional. Pero en varias televisiones autonómicas la sátira política de gobiernos y oposiciones tiene su espacio tranquilamente aceptado por las autoridades públicas, como ejemplifican Polonia en Cataluña o Vaya semanita en el País Vasco. Una crítica paródica como la de Mota es impensable, en cambio, en la televisión autonómica canaria.
La cadena pública canaria no ha servido hasta hoy para cumplir dos de sus principales objetivos fundacionales: estimular la creación audiovisual en el Archipiélago y divulgar lo que estamos haciendo actualmente, aquí y ahora, en las artes y en las ciencias. La televisión pública canaria no sabe de escritores, pintores, escultores, músicos, autores ni compañías teatrales canarias. No sabe nada de nuestra investigación universitaria. No sabe nada de nuestros barrios y nuestros pueblos, salvo cuando los ilumina tenebrosamente la crónica de sucesos o pasa por ahí una alegre romería. Estas realidades son invitados de excepción a los que se atiende con una sonrisa conmiserativa. Y desde luego la televisión pública canaria es incapaz de imaginar humorísticamente a Paulino Rivero ordeñado por una cabra, a José Manuel Soria devorado en un fiordo por salmones asesinos, a José Miguel Pérez haciéndose un transplante capilar para que no lo confundan con Manolo Vieira o a los de Sí se puede fundando la primera comuna autogestionaria en Los Baldíos. Porque se entiende como humorismo una ñora becerreando –lo bueno o una disidencia grotesca e intolerable – lo impensable.

Publicado el por Alfonso González Jerez en General 8 comentarios

Comunicados

Un error informático ha derivado a mi blog un conjunto de mensajes inquietantes. Al principio los tomé a broma, pero han terminado por parecerme muy preocupantes. O quizás haya sido al revés. Todos los mensajes están relacionados con el robo de la figura que representaba al Niño Jesús en el belén montado en la plaza de La Candelaria. Y todos reivindican la autoría del robo. Los transcribo a continuación por si las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (sin excluir la testosterona uniformada llamada UNIPOL y los seis agentes de la policía autonómica de guardia en la capital) puedan encontrar indicios útiles en la investigación de un suceso que tiene conmocionada a Santa Cruz de Tenerife.
“El Niño Jesús se encuentra en nuestro poder. Está en perfecto estado, pero no será devuelto a su lugar de origen hasta que el PP de Tenerife no proclame a Ángel Llanos candidato a la Alcaldía de Santa Cruz. De Cristina Tavío depende de que el Salvador no se quede sin oro, incienso y mirra.” (Firmado: Plataforma Ángel Llanos a la Alcaldía).
“El Niño Jesús se encuentra en nuestro poder. Está sano y salvo, aunque llora cada vez que recuerda al burrito y al buey. Solo será liberado si desaparecen todas las vallas publicitarias anunciando a Manuel Artiles en las calles y autopistas tinerfeñas. Disponen de 48 horas, transcurridas las cuales el Niño será obligado a ver todos los capítulos de Pocoyo y las tertulias de Intereconomía”. (Firmado: Damnificados por los morros y las tetillas de Manuel Artiles).
“El Niño Jesús está en nuestro poder. Se encuentra en perfecto estado y Carmen Coello se encarga de acunarlo cantándole La Internacional y los grandes éxitos de Quilapayún. Solo será liberado si el comité ejecutivo regional del PSC-PSOE repone en sus cargos a Ignacio Viciana y a José Manuel Corrales y reconoce solemnemente su pérfida naturaleza de marionetas de ATI” (Firmado: Plataforma Nuevo Socialismo PSOE Auténtico).
“El Niño Jesús está en nuestro poder. Como él, todos nosotros, alrededor de 100.000 santacruceros, debemos vivir en una vivienda fuera de ordenación, con los peligros legales y económicos que ello comporta. La situación de Santa Cruz y Palestina es prácticamente la misma, como ha admitido el propio Suso después de que Felipe Campos le orientase en este sentido. Solo será liberado – Suso, no Felipe — si se retira definitivamente el Plan General de Ordenación. En caso contrario será sometido a escuchar Radio San Borondón ininterrumpidamente. (Firmado: Plataforma contra el PGO).

Publicado el por Alfonso González Jerez en General ¿Qué opinas?

Avisad a Voltaire

No se cansan. Me recuerdan a la publicidad del Johnny Walker. “Dos mil años y siguen tan campantes”. Bien, tan campantes no. Han debido de ceder lo suyo en los últimos dos o tres siglos. Su trabajo ha costado. Pero no están dispuestos a retroceder un paso, a abandonar voluntariamente un privilegio, a renunciar al ataque contra cualquier debilidad del enemigo, a eludir la mentira en la propaganda que hacen pasar sistemáticamente como doctrina pastoral. La Iglesia Católica está empeñada en España en una batalla cultural que no deja de mostrar conexiones con otras estratégicas mediáticas de grupos de comunicación ya consolidados o emergentes. Si se limitaran a dirigirse a sus propios fieles y a sus tropas de choque, como el Opus o el Camino Neocatecumenal, uno se limitaría a desearles suerte. Personalmente me trae sin cuidado que haya gente que crea que un dios creador del Universo – Yahvé, Alá o el Espagueti Volador – está obsesionado por el uso que hacen de sus penes y sus clítoris la especie dominante de un pequeño planeta. Pero si lo que busca esta organización es deslegitimar un Estado democrático, influir abiertamente en la sociedad civil o imponer a todos los ciudadanos su código moral la cosa deviene ligeramente distinta.
Hace unos años el cardenal Antonio Rouco Varela montó una convocatoria navideña de exaltación católica de la familia y las buenas costumbres (las buenas costumbres que, a su juicio, deberían ser las únicas). Ha tenido mucho éxito entre su feligresía y ha reunido en Madrid a numerosas familias numerosas. En su última edición, en pasado domingo, el cardenal cifró en la familia cristiana, atentamente pastoreada por la Iglesia de Roma, la cura de todos los males. ¿Crisis demográfica y viabilidad de las pensiones? Familia cristiana que sepa que el condón es una invención del maligno. ¿Desorientación, inseguridad, miedo? Familia cristiana y supresión del matrimonio homosexual y el derecho al aborto. ¿Se tambalea el proyecto político europeo? La familia cristiana que reza unida mantendrá a Europa unida. Porque ahora nos descubren incluso que Europa es un parque temático cristiano, y el matrimonio como debe ser, hombre heterosexual y mujer multípara, resulta la mayor garantía del euro y la armonización fiscal. Esta exhibición de melosa intolerancia – con sus componentes básicos de mala fé, ignorancia y cinismo – tiene que tener respuesta. Avisad a Voltaire.

Publicado el por Alfonso González Jerez en General 3 comentarios

Verdad

Con vocación de decimotercera uva aparece el presidente del Gobierno autónomo, Paulino Rivero, para anunciar que en el mes de diciembre han sido contratadas 1.313 personas en Canarias. Toda vez que en noviembre pasado el paro disminuyó en unas 3.000 personas, Rivero estima rumbosamente que ha comenzado, si bien todavía con una encantadora timidez, la recuperación económica y laboral del Archipiélago y que el año 2011 se presenta como esperanzador, gracias, ya lo imaginarán ustedes, a un Gobierno regional que vio la crisis económica internacional antes que nadie — ah, si Alan Greenspan hubiera conocido El Ravelo — tomó medidas y concertó un gran acuerdo con las organizaciones empresariales y sindicales para afrontar consensuadamente (?) la situación. Como siempre, saldremos antes de la crisis – siempre salimos antes de las crisis, ansiosos y atropellados, como los que se tiran una ventosidad en el retrete – y aquí paz y en el cielo dulces truchas de batata.
Entre los teóricos de la política existe un debate en apariencia ocioso, pero que no lo es tanto. En una situación realmente crítica, ¿cuánta verdad puede decir un político? La pregunta se dirige a la relación entre acción política y valores morales. Desde Max Weber la mayoría de los politólogos señalan que lo específico de la política no son los fines que busca – abstracciones muy poco mensurables — sino los medios con los que opera. “No es verdad de que del bien solo salga el bien y del mal solo salga el mal, sino con frecuencia todo lo contrario, y quien no lo vea así es un niño desde el punto de vista político”, dice el terrible Weber. Creo que tiene razón. Quizás no sea prudente apuntar que más de la mitad del empleo creado en los dos últimos meses es fruto de contrataciones del Servicio Canario de Empleo, que la construcción sigue hundida, que los créditos bancarios ya son fábulas que se cuentan con asombrada nostalgia, que las orondas administraciones públicas están a un paso de la quiebra, que los sistemas sanitarios y educativos se sostienen con parches casi desesperados, que decenas de miles de canarios desempleados no cuentan ya con ningún subsidio. Esto es una grave crisis sistémica que demanda reformas estructurales en Canarias (políticas, electorales, económicas, fiscales, administrativas) si no queremos resignarnos a un fracaso generacional y a un país más pobre, más estúpido, más injusto y más ensimismado. Sospechoso que si Rivero hubiera estado en el lugar de Churchill no hubiera ofrecido sangre, sudor y lágrimas. “Les aseguro, queridos compatriotas”, hubiera dicho, “que el nazismo es una pollabobada”.

Publicado el por Alfonso González Jerez en General ¿Qué opinas?